5 consejos para mejorar el SEO móvil de tu web

El uso del móvil ha tenido un crecimiento increíble, y todo apunta a que va a seguir creciendo, por eso cada vez se hace más importante optimizar el SEO de tu web para móvil.

Hay muchos puntos a tener en cuenta al optimizar una web para móvil: ¿necesito hacer una web para móvil o bastará con un diseño responsive? ¿El contenido duplicado será un problema? ¿Cómo puedo hacer que mi web móvil sea completamente accesible para Google?

1. Lo primero: ¿necesitas una versión móvil de tu web?

Esto es lo primero que deberías plantearte, si el porcentaje de usuarios que entran en tu web a través de móvil es ínfimo no merece la pena que gastes tu tiempo y recursos en algo que realmente no necesitas.

Para comprobar esto solo tienes que revisar en analytics el crecimiento que ha tenido el tráfico móvil hacia tu web en el último año. Si ves que el porcentaje no es todavía muy alto pero que en los últimos meses ha crecido mucho o si directamente el tráfico móvil a tu web es elevado, necesitas una versión móvil de tu web.

2. Elegir lo correcto ¿diseño responsive o versión móvil?

Desde Google se recomienda el diseño responsive antes que crear una página web móvil completa, la experiencia de usuario mejora enormemente, además de evitar posibles problemas de contenido duplicado o de redirecciones. El modo en que Search Engine Land define las versiones móviles me ha resultado cuanto menos acertado:

Search Engine Land

De vuelta en los viejos tiempos, cuando todos nos montamos en carruajes tirados por caballos, batíamos nuestra propia mantequilla, y teníamos teléfonos plegables, las webs no podían haber utilizado el diseño responsive para los usuarios móviles. Ese pobre teléfono de tapa habría solicitado la página, visto el gigantesco código del header y sólo se podría acurrucar en un rincón y llorar.

A pesar de que Google lo recomienda encarecidamente, hay muchas ocasiones en las que una página web no encaja con un diseño responsive, bien porque el diseño de la web sea muy especial o porque no quieres mostrarle el mismo contenido a los usuarios móviles que al resto. Para saber cómo encajaría tu diseño actual en diferentes tamaños de pantallas usa Screenfly.

3. Implementar la etiqueta “canonical” y “alternate media”

Para evitar que Google posicione tu web móvil por encima de la versión de escritorio tienes que implementar de manera correcta las meta-etiquetas “rel=canonical” y “rel=alternate media” tanto en la versión móvil como en la de escritorio. Además implementar ambas etiquetas consolidara la autoridad de ambas páginas y sus enlaces.

La meta-etiqueta “rel=canonical” la tienes que implementar en todas las páginas de la versión móvil apuntado a sus respectivas páginas en la versión de escritorio. Este sería un ejemplo:

<link rel="canonical" href="http://www.ejemplo.com/versión-de-escritorio/página-de-ejemplo/" />

Al contrario que la anterior, la meta-etiqueta “rel=alternate media” tienes que implementarla en la versión de escritorio, solo tiene una peculiaridad, hay que indicar cuál será el tamaño maximo en el que se va a mostrar la versión móvil, tal que así:

<link rel="alternate" media="only screen and (max-width:640px)" href="http://m.ejemplo.com/página-de-ejemplo/" />

Asegúrate de que lo implementas de este modo y no al revés y que cada página señala a su respectiva y no a la home o a otra página, parece lógico pero un despiste lo tiene cualquiera.

4. Minimizar las redirecciones

Muchas veces las redirecciones no se pueden evitar, pero es muy importante que la redirección apunte a la página final de destino y que no haya redirecciones tipo “página 1 > página 2 > página destino“. Es muy importante también que no haya redirecciones de la versión móvil a la versión de escritorio y viceversa.

5. Subir un sitemap para la versión móvil

Es esencial que sigamos las mismas buenas prácticas que con la versión de escritorio. Subir el sitemap de la versión móvil a través de Google Webmaster Tools ayudará a que Google indexe más rápidamente y de manera más efectiva nuestra web.

Siguiendo estos consejitos no deberías de tener ningún problema con Google, aún así seguimos recomendando el uso de diseño responsive siempre que se pueda.