Cómo escribir un post atractivo en tu blog

Un buen contenido no sólo sirve para tener un blog de calidad. También influye en la generación de leads. Descubre cómo escribir un post atractivo en tu blog para conseguir los objetivos que te propongas en tu estrategia de Marketing de Contenidos.

Si eres de los que creen que no existe la fórmula definitiva para escribir el post perfecto, quizá quieras saber, por lo menos, cómo escribir un post atractivo en tu blog. Para ello, sigue estos cinco pasos:

1. Conoce a tu audiencia.

Antes de empezar a escribir, tienes que tener claro a quién te vas a dirigir. ¿Conoces a tu audiencia? ¿Qué le interesa? Es aquí donde debes partir de la definición de las buyer personas en tu estrategia de Marketing de Contenidos. Conociendo quiénes son y qué les interesa te será más fácil encontrar un tema del que hablarles.

Por ejemplo, si Jesús Strategist es nuestra buyer persona, en base a sus intereses podremos ofrecerle contenido relacionado con estrategias digitales, herramientas, formación en Madrid…

ejemplo-buyer-persona

2. Define un tema y un “working title”.

Todo post parte de un tema, que podrá ser todo lo amplio que quieras porque lo centrarás al decidir el punto de vista que le das. El tema, en este caso, puede ser simplemente “blogs”; el punto de vista que le damos al contenido lo marcamos a la hora de decidir el “working title” (“cómo escribir un buen post”), un título que resume tu idea y te ayuda a centrarla mientras escribes.

Pero el título que decidas en este momento no será el titular definitivo de tu post. Titular es un arte y para dominarlo, una vez que tengas escrito el post deberás retrabajarlo teniendo en cuenta todo lo que necesitas para crear el título perfecto.

3. Organiza tu contenido.

Si ya tienes el tema y el punto de vista de tu post, ya puedes empezar a plantear tu contenido. Para ello, busca información y organízala, de manera que tengas clara la estructura de lo que vas a contar.

Se trata de utilizar listas, secciones, tips… cualquier organización del contenido que facilite a tu audiencia la lectura rápida.

4. Escríbelo, revísalo y edítalo.

La edición no es sólo una revisión ortográfica o gramatical, es también comprobar la calidad visual del post, su formato, su estructura, el hilo narrativo, etc.

5. Optimízalo.

Hablamos tanto de optimización SEO, como orientada a la conversión. Para esto último, crea un call to action al final del post, que redirija al usuario a una oferta especial relacionada con el contenido que acaba de leer. Si tu usuario (que de ser extraño se ha convertido ya en visitante) está interesado en la oferta, pinchará en el call to action que encontrará bajo el post y aterrizará en una landing page, donde se llevará a cabo el registro que convertirá a nuestro visitante en un nuevo lead.

Es vital usar llamadas a la acción al final del post para conocer el interés real del usuario en esa oferta. Es la única forma de saber el interés, ya que de otro modo, te estarás saltando un paso en el proceso de conversión.

Por tanto, la creación y publicación de un buen post no sólo sirve para tener un blog de calidad. También influye en la generación de leads, porque un buen contenido atraerá más tráfico a tu blog y, con ello, más oportunidades de conversión. Recuerda que estamos hablando de Inbound Marketing.